ADN

El ADN puede desempeñar un papel crucial en la condenación o absolución de sospechosos de delitos. También puede utilizarse para identificar a personas desaparecidas.

Establecer vínculos

Las moléculas de ácido desoxirribonucleico (ADN) contienen la información que todas las células vivas del cuerpo humano necesitan para realizar sus funciones. A parte de gemelos idénticos, el ADN de cada persona es único. Por ello, puede utilizarse como prueba para ayudar a condenar a un sospechoso de un delito, o para absolver a una persona inocente.

Se analizan las muestras tomadas en el lugar del delito o de los sospechosos, normalmente de la sangre, el pelo o fluidos corporales, obteniéndose un perfil de ADN que puede compararse con otros perfiles en una base de datos.

De este modo se pueden descubrir conexiones entre distintos lugares del delito, entre personas y lugares del delito, o entre perfiles de personas, que en principio no estaban relacionados.

El ADN también puede utilizarse para identificar a víctimas de catástrofes, localizar a personas desaparecidas, e incluso precisar la procedencia de mercancías objeto de tráfico como marfil o madera.

INTERPOL crime scene

Base de datos de ADN

Creada en 2002, la base de datos de INTERPOL sobre ADN contiene actualmente más de 180 000 perfiles aportados por 84 países miembros.

Nuestra base de datos de ADN puede cotejar perfiles en cuestión de minutos, estableciendo conexiones y resolviendo delitos como violaciones, asesinatos y atracos.

La policía puede enviar un perfil de ADN obtenido de delincuentes, lugares del delito, personas desaparecidas o restos humanos no inidentificados, obteniéndose un resultado en pocos minutos. Nuestra base de datos ha permitido a investigadores de todo el mundo establecer conexiones entre delincuentes y distintos tipos de delitos como violación, asesinato y atraco.

No hay datos personales adjuntos al perfil, pues éste se envía en forma de código alfanumérico. Los países miembros mantienen la propiedad de la información, de acuerdo con nuestro reglamento sobre el tratamiento de datos. Los países pueden elegir con qué otros países compartir la información.

Identificación de personas desaparecidas

En algunas ocasiones no es suficiente buscar a una persona desaparecida en su país de procedencia, recurriéndose entonces a la cooperación policial internacional. En el caso de encontrarse un cuerpo, INTERPOL puede utilizar el ADN para identificarlo. El perfil de ADN del cuerpo no identificado se compara con el perfil de la persona desaparecida. La muestra de ADN de la persona desaparecida puede obtenerse de artículos personales como un cepillo de dientes o un cepillo de pelo.

En caso de no poderse obtener un perfil de ADN directo de la persona desaparecida, pueden utilizarse muestras de ADN de familiares que den su consentimiento para ayudar a identificar al familiar desaparecido.

Resolución de delitos medioambientales

Elephant tusks investigation

El análisis de ADN se utilizó por primera vez en investigaciones policiales a mediados de los años 1980. Desde entonces se ha aplicado a una creciente variedad de investigaciones criminales, inclusive delitos medioambientales.

Las muestras de ADN de marfil decomisado pueden analizarse a fin de identificar la manada y la región geográfica originales, e identificar potencialmente las redes delictivas detrás de la caza furtiva a gran escala de elefantes y rinocerontes.

El comercio ilícito mundial de madera alcanza miles de millones de dólares al año. El análisis de ADN también muestra un gran potencial a la hora de identificar con precisión las especies y el origen de especímenes de madera decomisados, incluso llegándose a identificar especímenes concretos.

¿Qué es un perfil de ADN?

El ADN es una molécula que se encuentra en la mayoría de las células del cuerpo humano. Algunas regiones de esta molécula (genes) portan información que sirve como código de nuestros rasgos individuales, como el color de ojos. Sin embargo, la mayoría de nuestra conformación genética consiste en “ADN no codificante” que difiere mucho entre individuos no emparentados y, por ello, sirve como base para identificar individuos.

Los biólogos forenses extraen el ADN de las muestras en laboratorios especializados. Cada país decide la metodología a utilizar en sus laboratorios para analizar los marcadores genéticos, conocidos como repeticiones cortas en tándem. La combinación de marcadores constituye un perfil de ADN. Diferentes metodologías pueden seleccionar distintos marcadores, aunque hay suficiente solapamiento como para permitir la comparación entre países.

Alternative light source

¿Cómo se realizan los cotejos?

Los países miembros envían perfiles a nuestra base de datos de ADN y se realiza una búsqueda. El país miembro asigna un número de referencia al perfil y no se introduce información nominal en la base de datos.

Si ese perfil ya se encuentra en nuestra base de datos porque otro país ya lo había enviado con anterioridad, el resultado de la búsqueda es positivo. En este caso, informamos a ambos países sobre el resultado positivo del cotejo en la base datos y, una vez verificado el resultado por los dos países, les invitamos a proseguir la investigación.

Si se introduce el perfil por primera vez en la base de datos se obtendrá un resultado negativo. En este caso, con permiso del país miembro emisor, el perfil permanecerá en la base de datos para posibles cotejos futuros.