Marco estratégico para el periodo 2017-2020

El marco estratégico para el periodo 2017-2020 es la hoja de ruta para lograr nuestros cinco objetivos principales.
INTERPOL Strategy

1. Servir de centro mundial de información para la cooperación entre las fuerzas del orden

El intercambio de información policial constituye el núcleo de nuestro mandato; por ello, conectamos entre sí a las Oficinas Centrales Nacionales de los países miembros por medio de nuestros canales de comunicación protegidos.

Continuamos reforzando nuestra infraestructura técnica, ampliando el acceso a nuestros servicios y haciendo posible la interoperabilidad con otros sistemas de información pertinentes.

Actualmente nuestras bases de datos contienen 90 millones de registros. Cada año, las policías de todo el mundo realizan en ellas unos 4 600 millones de consultas (lo que equivale a 170 consultas por segundo), con un tiempo de respuesta de 0,5 segundos por cada resultado positivo.

2. Proporcionar a los países miembros las más avanzadas capacidades policiales para prevenir y combatir la delincuencia transnacional

Aspiramos a actuar como catalizadores de los esfuerzos de las fuerzas del orden a escala mundial, regional, nacional y local. Ofrecemos una amplia gama de capacidades y conocimientos policiales, tales como bases de datos, análisis forense y formación.

En el marco del proyecto I-Core (Capacidades de INTERPOL al servicio de la Relevancia Operativa), estamos evaluando el catálogo de servicios que ofrecemos a los países miembros a fin de asegurarnos de que será capaz de satisfacer las necesidades policiales del futuro. El proyecto prevé asimismo la elaboración de un marco de criterios comunes que se aplicarán para crear una cartera flexible de capacidades policiales eficaces.

3. Propiciar la adopción a escala mundial de enfoques innovadores de la labor policial

La innovación está en la base de nuestra cultura profesional. En cuanto líderes de la aplicación de ley a escala mundial, nos centramos en las tendencias futuras y en la prospectiva estratégica, y ofrecemos un foro donde es posible poner en tela de juicio el statu quo de las fuerzas del orden y aportar ideas innovadoras.

Nuestras STRATalks (evento dedicado a los asuntos estratégicos) ofrecen a los países miembros y a los representantes de INTERPOL la oportunidad de dialogar sobre asuntos centrados en el futuro. Entre los asuntos debatidos en ese foro anual figuran las repercusiones de los avances tecnológicos, los desplazamientos de personas, los cambios demográficos, el medioambiente, la economía y el comercio en la cooperación policial a escala nacional, regional y mundial.

4. Maximizar la función de INTERPOL dentro de la estructura de seguridad mundial

Aspiramos a unir a la comunidad internacional en torno a objetivos comunes en materia de seguridad, y a reforzar las capacidades de las fuerzas del orden a escala internacional para alcanzar esos objetivos.

Por medio de esas alianzas estratégicas afianzamos aún más nuestra influencia en el panorama mundial de las fuerzas del orden.

La operación Opson es una iniciativa de colaboración anual entre INTERPOL y Europol que reúne a los organismos policiales, los servicios de aduanas y las autoridades nacionales reguladoras en materia de alimentación para retirar del mercado bebidas y alimentos falsificados y de mala calidad.

El proyecto Crimjust se lleva a cabo en colaboración con la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) y Transparency International. Tiene por objetivo reforzar la investigación policial y la cooperación en materia de justicia penal.

5. Consolidar recursos y estructuras de gobierno para un mejor rendimiento operativo

Continuamos modernizando nuestras estructuras y procedimientos para garantizar el despliegue de nuestras capacidades y la prestación de nuestros servicios con eficacia y eficiencia.

Mantenemos un compromiso permanente con la transparencia y la supervisión mediante sólidos mecanismos de seguimiento y evaluación.

En nuestra estrategia en materia de recursos humanos apostamos por la formación y el desarrollo de competencias, el refuerzo de las capacidades de liderazgo y la selección del personal más cualificado.