All news
|
Print
09 mayo 2014

INTERPOL ofrece ayuda a Nigeria para localizar a las estudiantes secuestradas

El Jefe de INTERPOL condena enérgicamente los “atroces” actos de Boko Haram


LYON (Francia) – INTERPOL ha ofrecido todo su apoyo a las autoridades nigerianas para ayudar a localizar a más de 200 jóvenes secuestradas por Boko Haram, a la vez que Ronald Noble, Secretario General de la organización policial mundial, ha condenado con la mayor firmeza los actos del grupo terrorista nigeriano.

En una carta dirigida al Presidente de Nigeria, Goodluck Jonathan, el Jefe de INTERPOL afirmó que esta organización policial estaba dispuesta a proporcionar toda la ayuda necesaria para localizar a las chicas y garantizar que regresaran junto a sus familias sanas y salvas, así como para poner en manos de la justicia a los autores de este crimen.

“El horrible secuestro de las estudiantes se ha visto agravado por su detención prolongada en manos de cobardes depravados que no conciben la compasión ni la clemencia”, declaró Ronald Noble.

“Nos solidarizamos con las víctimas del secuestro y con sus allegados en este difícil momento, e INTERPOL está dispuesta a proporcionar toda la ayuda que las autoridades nigerianas soliciten”, concluyó el Secretario General.

La ayuda ofrecida abarca, entre otras cosas, la publicación inmediata de notificaciones amarillas sobre las jóvenes. Con solo pulsar un botón, estas notificaciones pueden ser difundidas entre los 190 países miembros de INTERPOL para prestar asistencia a la policía de todo el mundo con miras a localizar e identificar a las víctimas secuestradas.

INTERPOL se ha ofrecido también para desplegar en Nigeria una unidad de gestión de crisis, a fin de facilitar la asistencia sobre el terreno a la Oficina Central Nacional de esta organización en Lagos y a cualquier organismo nacional competente encargado de la aplicación de la ley que necesite apoyo analítico y en el ámbito de las investigaciones.

A finales de abril varios militantes armados secuestraron a casi 300 jóvenes en el dormitorio de un centro escolar de la localidad nigeriana de Chibok. Unos días después, el líder de Boko Haram, Abubakar Shekau, declaró en un vídeo que el grupo planeaba venderlas como esclavas.