All news
|
Print
19 noviembre 2013 - Media release

INTERPOL envía a Filipinas un equipo para evaluar las necesidades en materia de identificación de víctimas a raíz del tifón Haiyan

LYON (Francia) – Tras el paso del tifón Haiyan, que ha provocado miles de muertos, desaparecidos y desplazados, INTERPOL ha enviado a Filipinas un equipo de gestión de crisis para ayudar a evaluar las necesidades en materia de identificación de víctimas de catástrofes (IVC).

A petición de las autoridades filipinas, el equipo de INTERPOL, del que forman parte especialistas de la sede de la Secretaría General y expertos en IVC y ADN de Canadá, Sudáfrica y la Comisión Internacional de Personas Desaparecidas, evaluará los requisitos necesarios para recuperar e identificar a las víctimas y para coordinar las labores de IVC que se llevan a cabo a escala nacional e internacional.

“Es evidente que una de las principales prioridades de las autoridades filipinas es encontrar y rescatar al mayor número posible de damnificados vivos, y proseguir las operaciones de ayuda humanitaria”, ha declarado Michael O’Connell, Director de Apoyo Policial Operativo de INTERPOL y encargado de dirigir el equipo de gestión de crisis.

“Pero lo que también es importante es realizar con rapidez y precisión la identificación de miles de víctimas, para lo cual son esenciales el apoyo y la coordinación internacionales. Y ahí es donde INTERPOL puede intervenir, reuniendo a la comunidad mundial en torno a ese esfuerzo.

“La experiencia previa de INTERPOL en este tipo de asistencia puede desempeñar un papel importante y seguiremos colaborando con nuestros países miembros para prestar la ayuda que sea necesaria y que soliciten las autoridades filipinas”, concluyó Michael O’Connell.

El equipo de gestión de crisis, que llegará hoy martes a Manila, se reunirá con las autoridades del país asiático y con otros equipos internacionales para establecer una red estructurada, con miras a evitar la duplicación de labores por lo que toca a la identificación de víctimas.

El equipo evaluará, entre otros, los problemas estratégicos y estructurales, lo que incluye la conveniencia de instalar depósitos temporales de cadáveres con contenedores refrigerados y laboratorios forenses móviles o locales de trabajo.

Esta es la segunda vez que INTERPOL envía un equipo de gestión de crisis a Filipinas a petición de las autoridades de este país. En junio de 2008 la organización policial mundial desplegó un equipo para prestar asistencia en materia de IVC a raíz del naufragio del transbordadorPrincess of Stars, al paso del tifónFrank, que provocó la muerte de unas 800 personas.

Tras el maremoto ocurrido en Asia en 2004, INTERPOL también desempeñó un papel fundamental en las labores globales de identificación de víctimas, realizadas desde la base establecida en Tailandia, que condujeron a la identificación de casi 5.000 víctimas procedentes de 36 países.