All news
|
Print
16 diciembre 2013

La Declaración de Adís Abeba apoya la lucha contra la falsificación de medicamentos en África

ADÍS ABEBA (Etiopía) – La primera conferencia regional africana sobre delitos farmacológicos concluyó con la publicación de la Declaración de Adís Abeba, que reconoce el compromiso de la región para reforzar la lucha contra la falsificación de productos médicos y otros delitos farmacológicos.

Esta conferencia de tres días de duración, del 10 al 12 de diciembre, reunió a más de 80 representantes de los organismos encargados de la aplicación de la ley y los organismos reguladores en materia de fármacos de 20 países africanos, así como a expertos de organizaciones internacionales y del sector privado. 

Shiferaw Teklemariam, Ministro de Asuntos Federales de Etiopía, se dirigió a los asistentes y afirmó: “El tráfico ilícito de medicamentos a escala mundial amenaza la integridad de los sistemas sanitarios; INTERPOL debe desempeña una función importante en la lucha contra los delitos farmacológicos”.

Además de compartir sus conocimientos especializados sobre cómo combatir estos delitos, los participantes también asistieron a talleres para debatir diferentes cuestiones, regionales o de otro tipo, tales como las actuaciones contra la venta ilícita de medicamentos, la función de las autoridades públicas en la prevención del empleo de fármacos falsificados y la necesidad de cooperación entre los organismos encargados de la sanidad, los dedicados a investigaciones policiales y las fiscalías.

En la conferencia también se destacaron las nuevas tendencias, como el tráfico ilegal de Tramadol.

Asimismo los delegados recibieron información actualizada sobre la operación GIBOIA, llevada a cabo del 1 al 3 de octubre: se trata de la mayor operación de INTERPOL efectuada hasta la fecha contra los delitos farmacológicos en África Austral, que dio como resultado el decomiso de casi 100 toneladas de medicamentos ilícitos y falsificados y la identificación de 181 sospechosos.

Más de 900 funcionarios de los 5 países participantes (Angola, Malaui, Suazilandia, Tanzania y Zambia) participaron en unas 550 redadas e inspecciones coordinadas, en las que recuperaron medicamentos ilícitos y falsificados por un valor de 3,5 millones de dólares estadounidenses. 

Teniendo en cuenta que África es una de las regiones más afectadas a escala mundial por los medicamentos falsos, tanto genéricos como de marca, en la conferencia también se aprobaron una serie de recomendaciones a fin de fomentar la aplicación de la legislación adecuada, aumentar la formación para detectar medicamentos falsificados y realizar operaciones transfronterizas coordinadas o apoyadas por INTERPOL.

Esta primera conferencia regional africana, organizada por INTERPOL, contó con el apoyo del Gobierno de Etiopía y del International Institute of Research against Counterfeit Medicines (IRACM, instituto internacional de investigación para la lucha contra los medicamentos falsificados).