All news
|
Print
07 marzo 2013

Arranca el proyecto de INTERPOL y la Unión Europea destinado a mejorar la seguridad fronteriza en Libia

TRÍPOLI (Libia) – En el marco de los esfuerzos internacionales para mejorar la seguridad de las fronteras de Libia, altos funcionarios de INTERPOL, la Unión Europea y Libia han inaugurado en el aeropuerto internacional de Trípoli la conexión de un sistema de INTERPOL destinado al control de pasaportes en tiempo real.

En virtud del proyecto RELINC (Reconstrucción de la capacidad policial de Libia), cuyo presupuesto de 2.200.000 EUR está financiado por la Unión Europea, las autoridades libias encargadas del control fronterizo podrán por primera vez acceder directamente a la base de datos mundial de INTERPOL destinada a detectar pasaportes robados y perdidos, que permite la identificación instantánea de personas que tratan de ocultar su verdadera identidad, entre ellas prófugos internacionales, presuntos terroristas y delincuentes transnacionales.

La base de datos de INTERPOL sobre documentos de viaje robados y perdidos contiene información sobre unos 36 millones de documentos, proporcionada por un total de 166 países de todo el mundo, y es consultada más de 50 millones de veces al mes por organismos encargados de la aplicación de la ley  del mundo entero.

Catherine Ashton, Alta Representante de la Unión Europea, declaró lo siguiente: “Este nuevo programa conjunto de la Unión Europea e INTERPOL es un excelente ejemplo del tipo de apoyo práctico que la Unión Europea y sus socios están ofreciendo a Libia. El programa responde en tiempo real a necesidades reales, proporciona conocimientos especializados de nivel mundial y aporta beneficios palpables a ambas partes".

“La transición de Libia hacia la seguridad se ve amenazada por la delincuencia organizada transnacional y el terrorismo”, señaló el Secretario General de INTERPOL, Ronald Noble.

“La iniciativa que lleva a cabo INTERPOL con la Unión Europea y las autoridades libias es un importante paso adelante, ya que aumentará la capacidad de Libia para descubrir e investigar actividades delictivas y terroristas que pueden afectar a toda la región”, añadió el jefe de INTERPOL.

El proyecto RELINC, que se inició en septiembre de 2012 y durará 18 meses, está dirigido por la Oficina del Representante Especial de INTERPOL ante la Unión Europea, con el apoyo de dos unidades de la Secretaría General de INTERPOL, con sede en Lyon (Francia): la Subdirección de Coordinación de las OCN de Próximo Oriente y el Norte de África y la Dirección de Sistemas de Información y Tecnología.

Además de establecer un acceso a distancia a las bases de datos de INTERPOL en puntos fronterizos estratégicos, otros elementos principales del proyecto son los siguientes:

  • realizar una evaluación exhaustiva de los peligros que plantean a Libia la delincuencia organizada transnacional y el terrorismo, a fin de ayudar al gobierno y la policía del país a determinar objetivos estratégicos en materia de aplicación de la ley;
  • crear, en el Departamento de investigación criminal de la policía libia, una unidad operativa sostenible dedicada al análisis de información criminal;
  • reforzar la capacidad de la Oficina Central Nacional de INTERPOL en Trípoli para que pueda hacer un uso óptimo de la red y las herramientas policiales de esta organización policial;
  • crear un prototipo de base de datos policial en la jefatura de la policía libia, para que esta última pueda conservar e intercambiar eficazmente información policial;
  • concienciar a la policía libia sobre las herramientas y mecanismos de cooperación policial internacional que proporciona INTERPOL e impartirle formación al respecto.

La ceremonia inaugural, dirigida por el Brigadier Issa Hammad, Director General de Pasaportes e Inmigración de Libia, contó asimismo con la asistencia de Agostino Miozzo, Director General a cargo de la Respuesta a las Crisis (Unión Europea); Pierre Reuland, Representante Especial de INTERPOL; Olivier Bertrand, Jefe del proyecto RELINC; y el Coronel Abdulhamid al Ghazali, Jefe de la Oficina Central Nacional de INTERPOL en Libia.