All news
|
Print
11 mayo 2011 - Media release

Los jefes de policía europeos se reúnen en un foro de INTERPOL para impulsar la respuesta colectiva de la región ante la delincuencia transnacional

MALTA – Los altos mandos de las fuerzas del orden de toda Europa se reúnen en la 40a Conferencia Regional Europea de INTERPOL para intensificar, a través del organismo policial mundial, las medidas colectivas regionales de alcance internacional destinadas a combatir la delincuencia transnacional.

Esta reunión de dos días de duración (del 11 al 13 de mayo) congrega a más de 150 representantes de casi 50 países y
16 organizaciones internacionales, entre ellas Europol y FRONTEX, y se centrará especialmente en diversos asuntos relacionados con delitos transnacionales, entre los que figuran el terrorismo, la delincuencia organizada, el tráfico de drogas y de personas, la trata de seres humanos, así como los actos de piratería marítima y los robos a mano armada cometidos en el mar. Uno de los puntos principales del orden del día será la asociación entre INTERPOL y la Unión Europea con miras a afrontar los retos que plantean estos delitos.

En su discurso inaugural, el Ministro de Justicia y del Interior de Malta, Carmelo Mifsud Bonnici, describió la red mundial de INTERPOL como “un motor fundamental para la cooperación internacional” en materia de lucha contra la delincuencia. Asimismo, señaló que la conferencia constituye una oportunidad “de vital importancia” para tratar asuntos de primer orden, como la inmigración clandestina y el terrorismo. “La conferencia supondrá una contribución significativa para intensificar la cooperación en la lucha contra la delincuencia transnacional en la Unión Europea”, declaró el Sr. Bonnici.

El Ministro subrayó que Malta, una isla Estado de unos 400.000 habitantes, se ha visto atrapada en medio de una crisis de migración que surge como consecuencia de la racha de descontento en todo el Norte de África, de modo que tan solo en las últimas seis semanas ha recibido a alrededor de 100.000 solicitantes más de asilo procedentes de la citada región.

En la inauguración de la conferencia, el Presidente de INTERPOL, Khoo Boon Hui, declaró que este encuentro constituye una plataforma esencial para que esta organización policial sea el enlace vital entre los organismos europeos encargados de la aplicación de la ley y el resto del mundo, además de permitirle mejorar su capacidad para “contemplar la delincuencia y los problemas de seguridad específicos de la región desde una perspectiva mundial”.

La conferencia se celebra en un momento en que los profundos cambios que se están produciendo en el mundo árabe y la muerte de Osama bin Laden pueden alterar el panorama de la seguridad en Europa. A este respecto, el Presidente de INTERPOL declaró: “En un mundo cada vez más interconectado, los acontecimientos de una región repercuten no solo en su  entorno más próximo, sino también a escala mundial”.

“Todos somos conscientes de que las organizaciones terroristas y las bandas de delincuencia organizada seguirán aprovechándose de estas situaciones. Y, a pesar de la muerte de Osama bin Laden, sabemos que continuarán perpetrándose tentativas de atentados terroristas en todo el mundo”, afirmó el Sr. Khoo.  

“Dado el panorama actual de la seguridad, queda claro que los esfuerzos colectivos son fundamentales para que la labor policial dé sus frutos en cualquier lugar del mundo. Hoy en día, la lucha contra la delincuencia requiere que miremos más allá de nuestras fronteras nacionales”, añadió.

En la jornada de apertura de este acto se comunicó a los altos mandatarios policiales que en la reunión ministerial del G8, celebrada en París el pasado martes, se había hecho hincapié en la necesidad de que los organismos encargados de la aplicación de la ley cooperasen a escala internacional. En dicha reunión, a la que habían acudido ministros de todas las partes del mundo para tratar el asunto del tráfico de cocaína, se reconoció la necesidad de mejorar la cooperación internacional y el intercambio de información entre las organizaciones pertinentes, incluidas INTERPOL, Europol y la ONUDD, y todos los países afectados –en un momento como el actual, en el que nada menos que una cuarta parte de la cocaína que se consume en Europa transita por África Occidental desde su punto de origen en América del Sur–.

Otro tema importante de la conferencia será la creación de alianzas en materia de aplicación de la ley, en particular con el sector privado, como una parte fundamental de la estrategia del siglo XXI en este ámbito. Ello quedó patente el lunes, con la firma de un acuerdo entre la FIFA e INTERPOL, por el cual el organismo mundial de fútbol donará a INTERPOL 20 millones de euros a lo largo de diez años para que pueda crear, en su Complejo Mundial de Singapur, una unidad de la FIFA especializada en la formación en materia de lucha contra la corrupción.

test video